Ya sabéis que yo soy 100% de divi, pero ya dice el dicho, que no se puede decir, “de este agua no beberé, ni este cura no es mi padre”, que ¿por qué digo esto?. Pues aunque tenía claro que jamás en la vida iba a dejar divi porque era lo mejor que me había pasado al concocerlo, después de que las webs ya no se hicieran solo html y css y que programar no es lo mío, aunque algo hay que decir que controlo, pues desde que Javi, en su curso de wordpress nos enseñó Divi, y estoy hablando de hace ya unos añitos… allá que vamos.

Pues bueno, he de decir que he sido un poco infiel, o mucho, ahora viene el cargo de conciencia… atarse a uno para toda la vida… y sin ser correspondido…

Pues la verdad que la historia es que me apunté a un curso de wordpress con Elementor, porque la verdad que tenía que probar cómo funcionaba y por qué era tan recomendado entre diseñadores, y yo, aunque suene mal decirlo, porque Divi está aquí conmigo, espero que no me penalice y me haga cosas raras, pues lo probé.

He de decir que me sorprendió para bien, y es que tiene un constructor visual muy sencillo e intuitivo, con esto no quiero decir que mejor o peor que divi, pero si que es muy diferente, considero que con los 2 puedes conseguir los mismos resultados y quizás en el mismo tiempo.

Os enseño un par de ejemplos, la misma opción en uno y en otro, por ejemplo, a la izquierda el fondo de elementor, a la derecha iríamos metiendo con divi, he de decir que en divi lo iríamos configurando también en las opciones, pero lo que me interesa es explicar la parte visual del constructor.

A la izquierda el constructor elementor para un botón y a la derecha el de divi, en divi como ves tenemos pestañas, y en diseño iríamos metiendo los valores que nos interesan para diseñar nuestro botón.

A estas alturas, no me voy a cambiar, porque desde mi punto de vista es mejor enfocarse en uno solo y dominarlo, que meterme a conocer 300 y no dominar bien ninguno, pero no me arriesgo a decir cuál es mejor o peor, creo que para gustos los colores, si el resultado es el mismo, ya es cuestión de la persona que lo va a usar.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies